Nuestro Blog

3 Ventajas de adoptar una puerta de ducha

Cuando hacemos un trabajo de renovación en el baño, una de las inquietudes que siempre nos puede surgir es elegir entre colocar una corbañera o una puerta para la ducha. Normalmente, las personas eligen una corbañera de baño porque es mucho más barata y aparentemente conveniente. Sin embargo, éstas generan muchos problemas e inconvenientes a futuro. Por eso los fontaneros 24 horas Majadahonda te revela el secreto de porqué las puertas de duchas son mejores en comparación.

Manutención y durabilidad

Las corbañeras de baño son un fastidio de mantener, hay que limpiarlas profundamente con agua y jabón regularmente para que les salga hongos y proliferen las bacterias, son muy antihigiénicas. En cambio, las puertas de ducha son más fáciles de limpiar, no las tienes que desmontar y les cuesta más a los gérmenes adherirse a ellas.

Te ahorras en gastar en alfombras para baño

Las corbañeras de baño permiten que el agua de la ducha alcance el piso de tu baño, lo cual ocasiona que tengas que secar el suelo a cada rato, además de tener que limpiar y secar las alfombras de baño para evitar que se acumulen el moho y microorganismos. En cambio, las puertas de ducha evitan que el agua se riegue por el piso de tu baño, ahorrándote todos estos problemas, además de tu tiempo y esfuerzo.

Hace que tu baño se vea más futurista y elegante

Tira esa vieja y cochina corbañera de baño e instala una nueva puerta de baño para darle ese aspecto futurista que siempre has querido darle a tu baño. A no ser que quieras pasarte la mitad del día limpiando tu baño debido a las razones que te expusimos bien anteriormente. En este punto debería quedarte claro que las corbañeras de ducha son antihigiénicas y obsoletas.

Las puertas de baño vienen en una cantidad de modelo y diseños que se pueden adaptar y amoldar a tus necesidades y gustos estéticos. Su mantenimiento y limpieza es rápida con lo que ahorras esfuerzo y tiempo, y todos sabemos que tu tiempo es oro. La instalación de uno de estas puertas depende y varía de las medidas de tu ducha y baño, para eso vas a necesitar invertir en un profesional que las instales, pero al final valdrá la pena no tendrás quejas.

En caso de necesitar un fontanero profesional para que haga uno de estos trabajos por ti, comunícate con Etece.es. Es rápido fácil, sólo tienes que indicar la tarea que quieras realizar y te pondremos a elegir entre varios profesionales certificados de fontanería para que vayan hasta tu domicilio en función al presupuesto que nos ofrezcas.

No te olvides de manifestar todas las preguntas, dudas, inquietudes y dudas que tengas en los comentarios y a través de nuestros medios de comunicación, nuestros expertos estarán más que dispuestos a contestar cada una de ellas hasta que no quede un gramo vacilación en ti, y quedes totalmente satisfecho con el servicio.

Ahorra dinero en la instalación de tu caldera de gas

Uno de los mayores gastos en un hogar es la instalación de una caldera de gas, así como una compra bastante difícil ya que si no se hace bien, puede salir muy caro. En cualquier caso si se presta la adecuada atención a la hora de la compra como a la hora de ubicarla y de la contratación de expertos, es posible ahorrarse bastante dinero. Por eso te vamos a dar ciertos consejos que pueden resultarte útiles para que tu caldera te salga bastante más económica.

Varios presupuestos

No te quedes con el primer presupuesto que te den. Te recomendamos contactar con diferentes empresas de profesionales para que puedas comparar. Pide un presupuesto que esté bien desglosado en el que se explique todo lo que va incluido en la instalación, ya sean los materiales, la mano de obra o cualquier otro extra que pueda llegar a encarecer el importe total. Fíjate bien en todo ya que alguna empresa puede llegar a ofrecerte un precio bastante más barato pero que no te cubra alguna garantía que otra si lo hace.

Hoy en día gracias a Internet también podrás investigar los precios que han llegado a pagar otros usuarios por una instalación de la caldera de gas y si están satisfecho con el trabajo que se ha realizado por parte de la empresa que han contratado.

Solicitar una vivienda

Lo mejor es solicitar una cita con los expertos que hayas decidido te realicen el trabajo para que te den un presupuesto mucho más exacto de lo que va a costar la instalación de la caldera en tu hogar. Y es que aunque te puedan dar un presupuesto lo más aproximado posible, hasta que no visiten la vivienda no podrán dártelo exacto hasta que no hagan una visita. Así mismo exige que sea un presupuesto por escrito y cerrado para saber desde el principio y sin sorpresas posteriores, lo que tienes que pagar.

Siempre contrata un profesional de calderas para que te ofrezca un servicio óptimo, así como una garantía y un servicio posterior de mantenimiento, para tener la tranquilidad de que nos vas a tener que gastar más dinero en tu caldera durante un largo tiempo, en caso de que surgiera algún problema.

Ahorra agua con estos consejos

Ahorrar agua en nuestra vivienda, en el día a día, será al fin y al cabo una noticia positiva, tanto para el bolsillo como para los recursos con los que cuenta la sociedad en la que vivimos. Son esas pequeñas costumbres cotidianas, esos rituales diarios a la hora de usar el agua, los que suponen la diferencia a la hora de gastar más o menos agua. Por ello, será bueno tener en mente una serie de consejos que pueden ayudarnos a ahorrar casi sin darnos cuenta.

En los grifos monomandos tenemos la tentación de dejarnos llevar y de acabar gastando mucha más agua de la que en realidad necesitamos. Es conveniente no abrir del todo el grifo, de modo que el porcentaje de agua que salga por el grifo nos baste para lavarnos las manos con solvencia y sin escasez; hay veces en las que abrimos a tope, sin acordarnos de que ese mismo movimiento, repetido un montón de veces al día, durante muchas semanas, puede acabar en un derroche prescindible por completo.

Nos servirá para ahorrar agua sacar los alimentos congelados con la antelación suficiente para que se descongelen solos con la temperatura ambiente, de manera que no tengamos que mojarlos con el agua del grifo para dejarlos en un estado óptimo antes de cocinar. Parecen detalles poco importantes, pero el problema es cuando esto se convierte en hábito y en un patrón común durante todo el año.

No hay duda de que el lavavajillas, además de ser un electrodoméstico que hace más fácil la vida de las personas y que ayuda a ahorrar tiempo, sirve para ahorrar agua. Y es que, como resulta más que obvio, al lavar los platos de manera manual en el fregadero se gasta muchísima más agua que con el propio lavavajillas, que se muestra mucho más resolutivo y eficiente. No tenemos que dejar pasar por alto que lavar a mano puede llegar a significar hasta un cuarenta por ciento más de consumo de agua.

Otro gesto muy importante, y en el que apenas reparamos en el día a día, es el de cerrar el agua de la ducha cuando nos estamos enjabonando. Apurar al máximo el agua que gastamos en cada ducha servirá para ahorrar un montón de agua a final de mes. Lo mismo ocurre durante el afeitado masculino; no es preciso dejar el grifo abierto y corriendo, sino que bastará con usar el agua en momentos muy puntuales para quitar la espuma que se vaya acumulando. También podremos cerrar el grifo cuando nos estemos enjabonando las manos antes de comer o cuando nos estemos cepillando los dientes. No podemos obviar que un grifo abierto es capaz de llevar a cabo un consumo que llega hasta los doce litros por minuto.

Tener en casa una bañera es una tentación que motivará que derrochemos mucha más agua. Es preferible tomar una ducha a un baño; la bañera acabará requiriendo más litros que el teléfono de una ducha; si, como decíamos antes, cerramos además el flujo del agua mientras nos damos jabón, el ahorro será todavía más importante. Al fin y al cabo, todo cuenta. Colocar filtros en la ducha y en los grifos puede ayudarnos, por otro lado, a reducir el consumo de agua hasta casi en la mitad.

Resulta esencial contar con una papelera en buen estado y operativa en el propio cuarto de baño. El WC no es ni mucho menos un contenedor ni un basurero; cada vez que arrojamos algo en él, nos vemos obligados a tirar de la cadena. Tirar cosas por el váter supondrá un mayor gasto de agua al tirar de la cisterna y acabará obstruyendo las tuberías de la instalación de la casa, por lo que resulta doblemente desaconsejable y perjudicial. Tenemos que tener muy presente que cada vez que se tira de la cisterna se gasta entre seis y doce litros de agua. Instalar una cisterna de las de doble pulsador podría ayudarnos a reducir el gasto de agua hasta en un cincuenta por ciento

No es recomendable dejar correr el grifo para poder enfriar el agua, sino que es mejor tener una botella en la nevera; si se tiene el hábito de colocar una jarra de agua en la mesilla, será mejor acordarnos de que lo que sobre puede reutilizarse para regar las plantas o para las verduras y las frutas. Son los pequeños gestos los que terminan sumando al final.

Llevar a cabo las tareas de mantenimiento en los grifos de la casa servirá para ahorrar. Así se evitará que acaben goteando; ojo, pocas bromas con esto, ya que un goteo de treinta gotas por segundo puede acarrear un gasto de quince litros de agua al día. Es por eso por lo que es tan importante ir reparando los grifos que se vayan estropeando cuanto antes.